Artrosis de Rodilla

Ejercicios de Fortalecimiento para Artrosis de Rodilla

Cuando se sufre de artritis, usted necesita músculos fuertes para disminuir la presión sobre sus articulaciones. Los ejercicios de fortalecimiento pueden ayudarle a construir sus músculos para que puedan absorber mejor el impacto y proteger así las articulaciones de las lesiones, así como ayudarle a moverse mejor. Estos ejercicios usan el peso o la resistencia para hacer que sus músculos trabajen más duro, lo que los hace más fuertes.

Hay dos tipos de ejercicios de fortalecimiento: isométricos e isotónicos. Los ejercicios isométricos son buenos para las personas con artritis, ya que trabajan por el endurecimiento de los músculos sin mover la articulación. Es muy fácil enfocarse en los músculos que rodean las articulaciones con ejercicios isométricos, y esto que reduce el estrés en sus articulaciones.

Los ejercicios isotónicos, por otro lado, fortalecen los músculos al mover la articulación. Por ejemplo, el enderezar la rodilla mientras se está sentado en una silla es un ejercicio isotónico que ayuda a fortalecer el músculo del muslo. Estos ejercicios también pueden beneficiar a las personas con artritis, porque puede hacerlos ser más fáciles cuando usted tiene una articulación inflamada, o puede hacerlos más difíciles cuando usted se siente mejor al agregar peso o repeticiones.

Los ejercicios de fortalecimiento se deben realizar cada dos días después del calentamiento con ejercicios de flexibilidad.

© 2011. Todos los derechos reservados | http://www.artrosisderodilla.net